martes, 22 de abril de 2008

Bob Hoover: acrobacias con motor parado

Bob Hoover es uno de esos pilotos que hacen maniobras que parecen imposibles de realizar, y no precisamente por rápidas o vistosas, sino por la precision y conocimiento de la aeronave necesarios para su ejecucion.

Comenzó su carrera en el ejercito americano a principio de los años 40 y estuvo asignado en Europa durante la segunda guerra mundial volando los míticos Spitfire. En su mision numero 59 un mal funcionamiento del motor de su aparto provocó su derribo al sur de Francia y fúe tomado prisionero por los alemanes. Tras 16 meses de encarcelamiento consiguio escapar, robó un Focke-Wulf FW-190 y huyó a Holanda.

Tras la guerra, fúe el piloto de reemplazo del tambien mítico Chuck Yeager en las pruebas del Bell X-1 --primer avión supersónico de la historia-- hasta 1948 en que dejó la fuerza aérea estadounidense.

Su pasión por volar le llevó entonces a ser piloto de acrobacias, faceta que le hizo famoso especialmente por sus demostraciones con el Aero Commander A500 de Rockwell un bimotor de pistón diseñado como aeronave de negocios del que Bob fué capaz de sacar algo más.

Entre sus momentos mas celebrados estan los dos que aparecen en el siguiente video. En los primero minutos podemos ver como realiza maniobras acrobáticas con los motores parados y como incluso hace una pasada por la pista sin motor y sin bajar el tren de aterrizaje antes de volver a elevarse para hacer un tonel y volver a la pista, todo ello sin motor (en aeropuertos con una plataforma lo suficentemente grande, una de las especialidades de Bob Hoover era aterrizar en plataforma y continuar rodando hasta aparcar sin volver a arrancar los motores).

En la última parte del video se puede ver otra de las habilidades que le hicieron famoso: verter agua de una jarra en un vaso mientras hace un tonel lentamente manteniendo una aceleración constante de 1 G, lo que hace que el agua no se caiga.




Su carrera de shows acrobáticos termino en los años 90 cuando la FAA revocó su licencia por motivos medicos, y aunque no tuvo problemas para obtenerla de nuevo en Australia (lo que le permitía volar en cualquier parte del mundo menos en Estados Unidos) y mas tarde la propia FAA volvió a rehabilitarle, las compañías aseguradoras denegaron sus peticiones por lo que dichas exhibiciones tuvieron que suspenderse.

Por supuesto, no faltan admiradores que le hacen homenajes incluso con el FlightSimulator:




 

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada