viernes, 16 de septiembre de 2011

Volar es para disfrutar

O al menos así debería ser, y en especial en lo que podemos llamar aviación deportiva: avionetas, ultraligeros, veleros, parapentes, autogiros, trikes...

Desgraciadamente, no todo el mundo lo pasa bien ahí arriba, ni siquiera con las mejores vistas y con el aire en la cara: